Casos y artículos

La llegada a casa del cachorro. Consejos básicos.

 

La llegada a casa de un cachorro de perro o gato es siempre motivo de alegría para toda la familia.

Desde aquí daremos unos consejos básicos de qué hacer en estos primeros momentos.

Lo primero que debemos hacer es visitar al veterinario. Él será el mejor amigo de la salud del pequeño cachorro.

 

PARÁSITOS

La desparasitación es el primer paso, pues se pueden transmitir a la familia. Los animales tienen dos tipos de parásitos:

  • Externos: pulgas y garrapatas son los más frecuentes
  • Internos: gusanos intestinales

Para eliminar parásitos externos (pulgas y garrapatas) usaremos sprays o comprimidos, según el peso y la edad del animal.  Nadie quiere tener pulgas merodeando por la casa, ¿verdad?

Un gesto tan sencillo como la administración de una pastilla será suficiente para eliminar los gusanos intestinales antes de llegar a casa. En el caso de que se sospechen parásitos menos frecuentes o los hayamos observado en las heces, haremos un análisis de heces.

 

ALIMENTACIÓN

Una vez nos aseguramos de que nuestro nuevo cachorro no trae consigo ningún “bichito” que pueda dejar en casa, tratamos la alimentación como base de una buena salud en el futuro.

Recomendamos alimentos naturales y ecológicos. Preferimos dietas caseras que pueden ser elaboradas de manera sencilla, bajo nuestra supervisión.      Por norma general, un cachorro de perro debe comer 4 veces al día los primeros dos meses de vida, para pasar luego a 3 veces los siguientes 3 meses. Posteriormente, hará entre 2 y 1 comida al día.    Un gatito debe tener siempre comida fresca en su recipiente, por la manera de comer de estos animales.

Los premios no son recomendables. En todo caso, usaremos de manera puntual premios naturales.

 

EN CASA

Recomendamos seguir un par de consejos que seguro hacen más cómoda la convivencia.

El cachorro de gato enseguida hará sus necesidades en su cajón de arena. Pero el perro no aprenderá hasta que tenga 4 -5 meses de edad. Esto quiere decir que NO debemos regañar a un cachorro por hacer sus necesidades dentro de casa. Recuerde que su cerebro no controla aún sus esfínteres. Exactamente igual que un bebé con pañales. A partir de los 5 meses debemos sacarlo a la calle tantas veces como sea posible ( 5, 6 veces o incluso más) y premiarlo con gestos amables cada vez que lo haga bien.

En casa, si no queremos que en el futuro cuando sea un animal adulto se suba a sofás y camas, no permitiremos que lo haga de cachorro.

Igualmente, ya desde los primeros días colocaremos su cesta de descanso en aquel lugar de la casa que queramos sea el suyo. Nada de llevarlo a nuestra habitación para cuando sea mayor mandarlo al salón. No entenderá este cambio.

Proporciónele juego y diversión diaria, así como una buena dosis de ejercicio. En la naturaleza, pasan estos meses continuamente jugando. Es importante para su salud emocional.

 

LA SALIDA A LA CALLE

El cachorro de perro o gato no podrá salir a la calle o al exterior de casa hasta que no tenga TODAS sus vacunas puestas.  Hacerlo antes de tiempo puede traer consecuencias horribles.  Su veterinario le indicará el protocolo de vacunación que se ajusta a su edad.

 

CUARENTENA

Siempre recomendamos vigilar a nuestra mascota las primeras 3 semanas desde que llega a casa. Existen virus que tienen periodos de incubación de hasta 3 semanas. Un cachorro inicialmente sano puede enfermar unos días después por culpa de un virus que incubaba. Vigile síntomas como falta de apetito, apatía, diarreas, o cualquier otro que le hagan sospechar que algo no va bien y acuda al veterinario.

 

LEGISLACIÓN

En nuestra comunidad autónoma es obligatorio para perros y gatos la vacuna de rabia anual, la desparasitación interna y el microchip. Además en nuestra ciudad los canes deben estar registrados en un censo de ADN.  Algunas razas, además tienen la obligación de llevar consigo una licencia de perro peligroso.

 

Y lo más importante: Debemos saber que la adquisición de cualquier animal nos hace responsables de procurarle los mejores cuidados y atenciones.  El cariño y la compasión deben ser piezas fundamentales en nuestra convivencia con ellos.



Etiquetas:

Facebook